Esta historia está dividida en dos partes focalizadas primero en Mai Li Sha y luego en Tong Kong (Pupila). En la primera parte conoceremos el mundo que plantea el autor, un tanto distópico ya que la sociedad llamada Reino de Hacia está estructurada de forma peculiar: hay dos torres una para los propietarios de los departamentos y otra para los sirvientes y más allá de las torres hay un terreno inexplorado, oscuro, que no forma parte de ese sistema. Mai Li Sha es hija de sirvientes y se escapa a una fiesta que todos los 14 de febrero los hijos de los propietarios dan en la terraza de su edificio. A partir de este episodio la historia cambia rotundamente y se genera un efecto en cadena de consecuencias, comienza a trazarse un deseo de venganza tan peculiar que cada oración sorprende y obnubila.

.

.

Pupila tiene todos los elementos que llaman la atención de una historia, mezcla lo fantástico con lo real, utiliza un lenguaje filoso y atinado, navega lo insólito y pretende dar un electroshock en cada página. La brevedad del relato señala con intensidad que se está frente a una rareza, la estructura de las oraciones, la tenacidad de la imágenes, la crueldad, la tristeza y la pena se impregnan en cada letra y hacen de esta lectura toda una experiencia.

PUPILA

$550
PUPILA $550
Entregas para el CP:

Medios de envío

Esta historia está dividida en dos partes focalizadas primero en Mai Li Sha y luego en Tong Kong (Pupila). En la primera parte conoceremos el mundo que plantea el autor, un tanto distópico ya que la sociedad llamada Reino de Hacia está estructurada de forma peculiar: hay dos torres una para los propietarios de los departamentos y otra para los sirvientes y más allá de las torres hay un terreno inexplorado, oscuro, que no forma parte de ese sistema. Mai Li Sha es hija de sirvientes y se escapa a una fiesta que todos los 14 de febrero los hijos de los propietarios dan en la terraza de su edificio. A partir de este episodio la historia cambia rotundamente y se genera un efecto en cadena de consecuencias, comienza a trazarse un deseo de venganza tan peculiar que cada oración sorprende y obnubila.

.

.

Pupila tiene todos los elementos que llaman la atención de una historia, mezcla lo fantástico con lo real, utiliza un lenguaje filoso y atinado, navega lo insólito y pretende dar un electroshock en cada página. La brevedad del relato señala con intensidad que se está frente a una rareza, la estructura de las oraciones, la tenacidad de la imágenes, la crueldad, la tristeza y la pena se impregnan en cada letra y hacen de esta lectura toda una experiencia.